Marcas de smartphones mexicanas que le hacen frente a los gigantes de la industria

Marcas de smartphones mexicanas que le hacen frente a los gigantes de la industria

En medio de la amplia gama de smartphones que inundan el mercado, existen marcas mexicanas que poco a poco buscan ganarse la confianza de los consumidores con productos de buena calidad y a menor costo comparado con los que ofrecen otras compañías.

STF mobile

La empresa mexicana StufFactory se fundó en 2013 en Guadalajara, Jalisco, y es la fabricante de STF Mobile, una marca que produce smartphones y tablets a precios más accesibles.

Entre sus smartphones más costosos está el ‘Nativo’, por un precio de 3 mil 999 pesos, ofrece una pantalla de 6 pulgadas, dos cámaras (la trasera de 16MP y la frontal de 13MP) y lector de huella.

También tienen opciones más económicas como el smartphone Aura a un precio de mil 500 pesos y el Aura Plus a mil 990 pesos.

Lanix

Lanix es una empresa mexicana, fundada en 1990 en Hermosillo, Sonora, principalmente se dedica a fabricar computadoras, las cuales vende en países de Latinoamérica como Colombia, Perú, Chile y Panamá.

En años recientes se ha introducido al mercado de los smartphones, aunque competía con productos de gama baja-media, en 2018 sacó su primer celular de gama alta a un precio de 8 mil 799 pesos.

Solone

La empresa mexicana de tecnología Solone recientemente hizo una alianza con Mediatek para producir smartphones dirigidos a usuarios que no tienen mucho presupuesto, pero buscan un celular con más funciones de las que ofrecen los de gama baja.

Esperan para 2019 vender 680 mil celulares y distribuir sus productos a América Latina, entre sus teléfonos más recientes están el ‘Fire, de gama baja; ‘Wind Air’ de gama media; ‘ Iron Earth’ de gama alta, el último a un precio de 3 mil 800 pesos.

M4

La empresa M4, fue fundada en 2012 y en colaboración los desarrolladores Qualcomm y Mediatek ha logrado distribuir sus productos en Honduras, Costa Rica, Nicaragua, El Salvador y Guatemala.

En promedio sus equipos cuestan 3 mil pesos y pese a no tener campañas publicitarias en las calles, su producto se ha difundido de boca en boca y se ha apoderado del 1.3% del mercado mexicano.

Quizá te interese: Así logró Panam salir del olvido y competir contra marcas internacionales




Selección editorial

© 2016 Prowell MediaTodos los derechos reservados