Empleado le ponía saliva de un enfermo de COVID-19 a las bebidas de su jefe

Empleado le ponía saliva de un enfermo de COVID-19 a las bebidas de su jefe

Un empleado de una concesionaria de automóviles en Turquía intentó asesinar a su jefe poniéndole a sus bebidas la saliva de un paciente con COVID-19.

De acuerdo con el medio turco Hurriet, el hombre identificado como Ramazan intentó deshacerse de Ibrahim Unverdi, el dueño de la concesionaria, luego de robarle cerca de 30 mil dólares de la venta de un vehículo.

El hombre compró la saliva en internet por alrededor de 70 dólares para intentar que su jefe se contagiara y falleciera por el virus.

Luego de que su intento de contagiarlo fracasara, el empleado comenzó a enviar mensajes intimidantes al empresario donde amenazaba con asesinarlo.

“No pude matarte con el virus. La próxima vez te dispararé en la cabeza”, decía uno de los mensajes.

El empresario agradece no haberse contagiado

Tras las amenazas, el empresario puso una denuncia contra el empleado y la fiscalía les brindó protección a él y a su esposa.

Unverdi se ha mostrado sorprendido por la extraña técnica para intentar matarlo y agradeció no haberse enfermado pues podría haber contagiado a su familia.

“Es la primera vez que oigo hablar de una técnica de asesinato tan extraña. Gracias a Dios no he enfermado […] si me hubiera infectado con covid-19 podría haber infectado a mi familia y a los que me rodean. Al menos, si me disparara en la cabeza yo sería el único que moriría”, afirmó el empresario.

Te puede interesar: Familia enferma de COVID-19 pide ayuda con letreros en la ventana



Selección editorial

© 2016 Prowell MediaTodos los derechos reservados