¿Cuándo y cómo hablarle a tus hijos de dinero?

¿Cuándo y cómo hablarle a tus hijos de dinero?
Netlog

La mayoría de los niños no tienen idea de lo que el dinero representa para sus padres o familiares mayores, pero mucho de lo que nos escuchan decir sobre salarios, ingresos y egresos forja la forma en la que verán el dinero cuando sean mayores.

La experta en finanzas Beth Kobliner recomienda ser honestos con nuestros hijos, primos o sobrinos, pero sin ser demasiado específicos, pues esta información podría dañar la forma en la que ven al resto de los miembros de la familia o a las demás personas.

Relacionado: ¿Cómo conseguir dinero para tu startup en 2017?

En su libro ‘Convierte a tu hijo en un genio financiero (aún cuando tú no lo seas): Una guía parental para niños de 3 a 23’, Kobliner explica seis cosas que NO hay que decirles a los más pequeños del hogar sobre el dinero.

Cuánto ganas

Kobliner recomienda que cuando tu hijo te pregunte por la cantidad de dinero que percibes al mes, tú le expliques que existe una media de percepción mensual en la cual los ingresos de tu familia se encuentra en un punto u otro.

Este tipo de ambigüedad permite que tu hija o hijo sepa más o menos cuánto ganas, pero no la cifra exacta, pues es información que no necesita saber.

Al no decirle cuánto ganas, evitas que tus hijos comparen tu salario con el de otras personas, lo que podría conducir al desarrollo de comparativas innecesarias y prejuicios que los perseguirán en su vida adulta.

Cuál de los padres gana más

Una pareja es un equipo y lo que sea que gane cada quien es completamente irrelevante. Lo importante es hacerles saber a los más pequeños que cada uno pone de su parte y que sus papeles en la dinámica familiar son igual de necesarios.

Decirle a tus hijos que ganas más que tu pareja podría incrementar el riesgo de que te vean como alguien fundamental para la familia, relegando al otro a un papel secundario que no le corresponde.

Quién te debe dinero

Imagina este caso: algún tío te debe dinero y lo manifiestas en el desayuno frente a tus hijos.

Al revelar que alguien de la familia está en deuda contigo, generas un prejuicio en su contra que perdurará a lo largo de los años, aun cuando esa deuda haya sido pagada.

Procura no hablar de deudas frente a los más pequeños de la casa para evitar que su relación con otros miembros de la familia se vea afectada por ello.

Cuánto le estás pagando a alguien por un servicio

De vez en cuando, cuando tus hijos vean a un plomero, tutor, niñera o auxiliar de limpieza en casa, sentirán la curiosidad de preguntar cuánto les estás pagando por sus servicios.

Esta pregunta es sencilla, pero su respuesta es compleja debido a que la forma en la que tus hijos verán a esos trabajadores por el resto de sus vidas, depende de lo que les digas.

La mejor forma de contestarla, según Kobliner, es no revelar su salario, pues tus hijos podrían llegar a pensar que si ganan menos que tú, entonces no son tan relevantes en la sociedad.

Cuál fue el precio de un regalo en particular

A un niño le gusta recibir regalos y poco le importa saber cuánto te costaron.

Evita condicionar a tus hijos a esperar sólo presentes costosos y enséñalos a apreciar el gesto de dar y recibir.

Esto evita que los pequeños lleguen a crear esa nociva pero muy común relación entre el dinero que costó un regalo y el nivel de afecto que les tienes.

 

Qué tan difícil es para ti pagar tus sus estudios

Si tus hijos te escuchan quejarte constantemente de lo costosa que es tu educación, podrían llegar a pensar que sus estudios son una carga para ti.

Desarrolla una cultura de entendimiento en casa en donde se aprecie la educación y se entienda la educación como una buena inversión.

También te interesará: Ayer, varios CEOs ganaron más dinero que sus empleados en un año


Selección editorial

© 2016 Prowell MediaTodos los derechos reservados