Descuidamos nuestros teléfonos cuando sabemos que hay uno mejor en el mercado

Descuidamos nuestros teléfonos cuando sabemos que hay uno mejor en el mercado

Un estudio reveló una verdad que le resultará incómoda a más de uno: solemos ser negligentes con nuestros teléfonos cuando sabemos que uno mejor está a punto de salir al mercado.

Esta urgencia por arruinar un teléfono ‘viejo’ para sentir la necesidad de comprar una versión más novedosa surge del área de nuestro cerebro encargada de recompensarnos cada vez que compramos algo.

Relacionado: ¿Cuántos iPhones vendió Apple en este preciso instante?

Luego de investigar los datos de más de tres mil iPhones perdidos, se detectó que la mayoría habían sido separados de sus dueños en las semanas anteriores al lanzamiento del modelo más nuevo.

Sicólogos y expertos de marketing de la Escuela de Negocios de Columbia, concluyeron que la gente suele sentirse culpable por querer un teléfono nuevo cuando el suyo funciona bien, por lo que su cerebro comienza a buscar maneras de perder o inutilizar el viejo.

Cabe destacar que los descuidos no sólo se limitan a extraviar teléfonos, sino también a arruinar equipos perfectamente funcionales que representan más un obstáculo a la actualización que una herramienta útil para comunicarnos.

Quizá eso explica porqué rompes tu iPhone de manera inexplicable cada vez que te enteras que Tim Cook y sus colegas ya están preparando a su sucesor.

giphy (63)

Sin embargo, los usuarios a los que no les importa tener el teléfono más nuevo, suelen conservar sus fieles aparatos, en especial cuando estos no presentan falla alguna que amerite descartarlos en favor de uno mejor.

También te interesará: Soul, el smartphone mexicano de 4,000 pesos con mejor cámara que el iPhone 7


Selección editorial

© 2016 Prowell MediaTodos los derechos reservados