Empleada de hospital usó la tarjeta de una paciente fallecida para hacer compras

Empleada de hospital usó la tarjeta de una paciente fallecida para hacer compras

Ayesha Basharat, una joven de 23 años que trabajaba como asistente en un hospital que atendía a pacientes de COVID-19, fue condenada por el robo y fraude de la tarjeta de una adulta mayor fallecida.

Basharat tomó la tarjeta de una mujer de 83 años que falleció el pasado 24 de enero en el Hospital Heartlands de Birmingham, en Inglaterra y la utilizó para compras personales.

Según los reportes policiales, a los 17 minutos de que murió la paciente, la trabajadora bajó a comprar papas, dulces y gaseosas en una máquina expendedora del hospital donde no se pedía clave y a lo largo del día realizó otras seis compras.

El 28 de enero Bashart nuevamente intentó utilizar la tarjeta de la paciente fallecida, pero ya había sido bloqueada por lo que fue arrestada en el hospital.

En un inicio la trabajadora dijo que encontró la tarjeta en el piso y la confundió con su propia tarjeta, pero durante su juicio se declaró culpable.

Este jueves un tribunal de Birmingham la condenó a dos penas de 5 meses de prisión que deberán ejecutarse simultáneamente.

Te puede interesar: Repartidor de Uber llora porque condujo 1 hora y le pagaron 40 pesos



Selección editorial

© 2016 Prowell MediaTodos los derechos reservados