Echar la hueva un rato puede alargar tu vida

Echar la hueva un rato puede alargar tu vida
Netlog

¡No estoy perdiendo el tiempo en Facebook, estoy recargando la batería de mi cerebro! Ser improductivo podría hacerte más productivo y mejor en el trabajo.

El estrés se ha vuelto parte fundamental de la vida adulta y la realidad en algo ilusorio, cosas que con el paso del tiempo enfermarán tu cuerpo y mente. ¿El diagnostico? Depresión, ansiedad o estrés postraumático, entre otros trastornos emocionales.

Relacionado: Tomar café a diario podría alargar tu vida, afirma estudio

Los antiguos griegos veían venir esta muerte en vida y por ello recomendaban ser capaces de disfrutar de la pereza, de volverte inactivo e improductivo aunque sea por un momento… Y eso que ellos no tenían que cumplir con un horario de trabajo, checar al llegar a la oficina, entregar reportes, etc.

Actualmente se ha perdido la cultura de disfrutar de los pequeños grandes detalles de la vida, de vivir el momento, de disfrutar la vida por disfrutarla. La sociedad se ha convertido en una especie de máquina que actúa por inercia, incapaces de actuar sin tener que seguir un plan, de caminar sin rumbo fijo u observar el horizonte y disfrutar del momento. La rutina de de la eterna productividad ha transformado estas cosas en causantes de vergüenza o culpa al sentirse incapaces de tener una objetivo diario.

Maria popova dice:

‘En estos tiempos, en nuestra cultura obsesionada fetichistamente con la productividad, hemos sucumbido a la tiránica noción del balance trabajo/vida y hemos aprendido que la noción del placer o el relajamiento no son esenciales para el ser humano, sino un lujo auto complaciente reservado para los privilegiados o para los deplorables flojos’.

En el pasado han quedando los beneficios mentales y físicos de pasar tiempo enfocados en uno mismo. El psicólogo Michael Guttridge, segura que ‘las personas comen en el escritorio y tienen la comida en la computadora. Es asqueroso. Deben ir a dar un paseo, a tomar un café…’

Guttridge considera que ‘perder el tiempo se trata de recargar la batería interna y de desconectar. Tomar tiempo para ser total, gloriosa y orgullosamente improductivo hará que seas mejor en el trabajo. Y será mucho más significativo por sí solo’.

En pocas palabras, echar la flojera un rato es una necesidad que se ha ido perdiendo por estar esclavizados a la constante productividad. Esa culpa y constante resistencia por echar la flojera termina por hundirte en un hoyo de apatía, tristeza, y hasta autodesprecio.

Abrir Facebook y revisar 10 veces las mismas publicaciones o sentarte en el sofá y ver la televisión o el celular por el simple hecho de tener algo en las manos no es nada malo, únicamente te estás dando un respiro.

Ya lo dijo la ciencia, se trata de echar la hueva fértil, de tirarte en un sillón a ver el techo y dejar que tus pensamientos te arrastren, que es necesario darse un respiro y tiempo para uno mismo, para disfrutar de los placeres de la vida y no estar muerto en vida.

gpa

Te podrá interesar: La ciencia confirma que uno engorda con solo oler la comida


Selección editorial

© 2016 Prowell MediaTodos los derechos reservados